Aji Cacho Cabra Triturado

Categoría:

Se obtiene de la molienda de una o más variedades de ají previamente desecadas. Su sabor picante es el mismo que el picor que se siente en las distintas variedades de pimienta; esto se debe a la presencia de los mismos compuestos químicos en ambas, ya que se trata de plantas en absoluto relacionadas entre sí. Se utiliza en la elaboración de aderezos y salsas de sabor fuerte, levemente amargo y ahumado, y muy picantes.La mayor intensidad del picante se encuentra en las semillas, por lo que es de vital importancia prestar atención a su presencia de acuerdo al sabor que se quiera lograr. Incluso en el pimiento morrón, tan común en nuestra cocina, esto es muy notorio. Un encurtido al que no se le hayan retirado las semillas resulta sumamente fuerte y puede producir una irritación muy virulenta en las mucosas.Los alcaloides que contiene estimulan los receptores de calor y de dolor de la epidermis, lo cual provoca una irrigación sanguínea más intensa. El cerebro responde segregando endorfinas, que generan una sensación de bienestar y satisfacción (por eso es uno de los alimentos que ayudan a combatir la depresión). Asimismo, al aumentar la secreción de saliva, facilita la digestión.

Lomo de cerdo en salsa de ají cacho de cabra y piña

Para la salsa:

  • Agua, hirviendo
  • 5 ajíes cacho de cabra, sin semillas y nervaduras
  • ½ cebolla, en trozos
  • 2 chalotas, en trozos
  • 70 grs. de piña fresca, en trozos
  • 1 tomate, en trozos
  • 3 tazas de caldo de pollo (disueltos en 3 tazas de agua caliente)
  • Sal y pimienta a gusto

Para la carne:

  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • 800 grs. de lomo de cerdo
  • 4 hojas de laurel
  • Arroz blanco para acompañar

Manos a la obra:

Para la salsa:

  1. En una olla con agua hirviendo (1 lt. Aprox.), agrega los ajíes y cocina por 15 minutos. Retira del fuego y estila los ajíes.
  2. En la licuadora mezcla la cebolla, las  chalotas, piña, tomate, caldo y ajíes ya estilados.
  3. Aliña con sal y pimienta, y luego licúa hasta obtener una mezcla homogénea.
  4. Cuela la mezcla para eliminar todos los residuos sólidos y llévala a un bowl.

Para la carne:

  1. En una olla a presión, calienta el aceite a fuego muy alto, agregando la carne hasta dorar por todos lados.
  2. Vierte encima  la salsa y las hojas de laurel. Tapa  la olla con la válvula de presión.
  3. Cocina hasta que la válvula empiece a silbar. Baja  el fuego y sigue  cocinando a fuego bajo por 25 minutos.
  4. Quita la olla  del fuego y espera a que se elimine el vapor. Después de 10 minutos, retira la válvula, y si no escapa más vapor, destapa  la olla
  5. Saca la carne de la olla, córtala en tajadas y resérvala.
    Vuelve a poner  la olla al fuego con la salsa, revolviendo, hasta integrar y reducir la salsa a gusto (se pondrá más espesa y concentrada en sabor).
  6. Agrega la carne reservada y cocina unos minutos más  para que se caliente. Retírala del fuego y sírvela de inmediato,  acompañada de arroz blanco o pastas.

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Solo los usuarios registrados que hayan comprado este producto pueden hacer una valoración.