Cilandro o Coriandro

Se denomina así a las semillas del cilantro. El sabor de las semillas es más sutil que el de las hojas. Toda la planta es comestible, pero son sus semillas y sus hojas las de uso más extendido. Su uso está muy extendido en cocinas de todo el mundo: asiática, sudamericana y mediterránea.Sus semillas desprenden un aroma cítrico al machacarlas. Es muy popular su uso en curries, pero también en la sazón de algunas cervezas de Bélgica, salchichas en Alemania y en Sudáfrica, así como también se utiliza de sustituto de la alcaravea o kümmel en el pan de centeno de Europa central y de Rusia. En Oriente medio es común su añadidura al café. Sus hojas se utilizan siempre frescas para conservar su sabor y su aroma, así como su aspecto. Se añade a los platos al momento de servir; es popular en sopas, en guacamole, acompañando carnes y también como un verde más en ensaladas. Dentro de sus usos medicinales son muy apreciadas sus propiedades antiespasmódicas, estimulantes y digestivas. Como bactericida se utiliza para combatir el mal aliento masticando las hojas. El jugo extraído de la planta, en aplicación tópica, combate los olores corporales. Las hojas de cilantro son por lo general ricas en diversos nutrientes, hablamos de vitaminas como la A, C y K, la tiamina, la riboflavina, el ácido fólico y minerales como el calcio, el hierro, el magnesio y el potasio. Por sus propiedades, los habitantes de países como Irán les utilizan para curar el insomnio y la ansiedad. Además, como sus frutos tienen un olor agradable y un sabor dulce se utilizan para los vinos y licores, también para prevenir el mal aliento. El coriandro se usa mucho como ingrediente fundamental en las dietas de desintoxicación, además es buena fuente de fibra dietética, protege contra las infecciones del tracto urinario y ayuda con la buena digestión del estómago y previene la flatulencia. El consumo de coriandro también entrega beneficios en la piel, puede ayudar a limpiar el rostro de puntos negros. Incluso si los problemas de salud derivan de dolorosas y fastidiosas hemorroides pueden resultar de gran alivio. Como ves, el coriandro entrega muchos beneficios al organismo. Por sus propiedades medicinales antiinflamatorias, el coriandro alivia los dolorosos síntomas de la artritis, lo ideal es hervir las semillas de coriandro, molerlas y mezclarlas con un poco de agua. Para las mujeres que sufren de flujo menstrual abundante el coriandro puede proporcionar un alivio, se les recomienda la ingesta de 500 ml. de agua con 6 grs. de semillas, tal vez un poco de azúcar y consumir caliente. Si de reducir azúcar en la sangre se trata el coriandro puede ser la ayuda, pues esta hierba estimula la secreción de insulina. No por menos se le conoce como la planta antidiabética, aunque también ayuda a reducir el colesterol malo de la sangre, lo que en consecuencia trae beneficios para el corazón.Ahora si ya no te aguantas las náuseas es bueno que tomes dos cucharadas de jugo de coriandro con suero de leche fresca, esta bebida también te ayudará a curar la diarrea. Si tienes problemas de retención de líquidos, vale la pena que consumas un poco de coriandro, verás los resultados en un par de días.

Caviar de Berenjenas Ruso

 

Ingredientes

  • Cebolla dulce 1
  • Pimiento rojo mediano 1
  • Diente de ajo 3
  • Berenjena grandes o 4 medianas 3
  • Tomate triturado 125 ml
  • Tomate concentrado 15 ml
  • Caldo de verduras o agua, cantidad necesaria
  • Cilantro en grano 1 cucharada (o al gusto)
  • Cilantro fresco 
  • Eneldo fresco (opcional)
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Pimienta negra molida
  • Sal

Cómo hacer caviar ruso de berenjena

 

Lavar y secar bien las berenjenas, el pimiento y las hierbas frescas. Picar la cebolla en piezas pequeñas, picar también los dientes de ajo muy finos y machacar el cilantro en grano en un mortero, dejando trocitos más enteros. Cortar el pimiento en cuadrados y las berenjenas en cubos no muy grandes. Calentar dos cucharadas de aceite en una sartén o cazuela amplia y pochar la cebolla con una pizca de sal hasta que esté transparente, durante unos 5-8 minutos sin prisas. Añadir el pimiento y el año, y cocinar unos 10 minutos. Incorporar el cilantro y remover durante un par de minutos. Agregar la berenjena, salpimentar ligeramente y remover a fuego vivo para que empiece a coger color. Añadir el tomate triturado, el tomate concentrado y un poco de agua o caldo -muy poco-. Remover, llevar a ebullición, bajar el fuego y dejar cocinar lentamente durante unos 60-70 minutos. Remover de vez en cuando y añadir algo más de líquido según lo vaya necesitando. Tiene que quedar una consistencia melosa, pero no aguada. Vigilar que no se pegue al fondo. Al final de la cocción agregar un puñado de cilantro picado. Ajustar el punto de sal y servir con eneldo fresco (opcional).

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Solo los usuarios registrados que hayan comprado este producto pueden hacer una valoración.